Seth Rogen acaba de lanzar, desde Canadá, su marca Houseplant para EEUU. Es lo que describe como “el trabajo de su vida”

Seth Rogen acaba de lanzar, desde Canadá, su marca Houseplant para EEUU. Es lo que describe como “el trabajo de su vida” en un emotivo vídeo que subió a Twitter. En él, subraya la incursión en el mercado americano y habla de sus primeros productos disponibles. 

Entre ellos consta una variedad, “lo que yo fumo” según afirma, llamada Pancake Ice. Contiene la descabellada cifra de 33% de THC. 

Al igual que Pineapple Express, la otra cepa que bautizó, esta lleva el nombre de un sistema meteorológico y con una cantidad tan alta de psicoactivos promete dejar al más fumeta con un colocón de campeonato. 

Todos los productos de Houseplant, desde sus flores hasta los mecheros, pasando por cerámica, estarán disponibles en California a partir de esta semana. Asimismo, para acompañar el viaje, ofrecen diferentes sets de canciones en vinilo. 

Esta iniciativa va acompañada por la de otros artistas, como Jay-Z, que suman apoyos para lanzar negocios cannábicos en EEUU. 

Rogen parece muy emocionado con su proyecto, tanto o más que de su carrera actoral. 

El protagonista de “Superbad” también contará en esta aventura con quien fue el guionista y director de dicha película, Evan Goldberg. Esta dupla ya tiene un negocio de cannabis al norte de la frontera, filial del gigante cannábico canadiense Canopy Growht. 

El CEO de esta empresa lo encarna Michael Mohr, experto del negocio que eligió este momento específico para lanzar en EEUU, pues considera que las legislaciones estatales están a pocos pasos de convertirse en una regularización federal. 

Seth Rogen, como ya hizo en su día en Canadá, dotará su iniciativa cannábica de un enfoque terapéutico, por el que es bastante conocido. Su madre padece Alzheimer, una enfermedad degenerativa que, en ciertos ensayos clínicos, el cannabis demuestra efectividad para combatir, especialmente las características “placas” que se acumulan en el cerebro. 

En un movimiento sin precedentes, cada vez más productores y distribuidores canadienses están mirando a su vecino del sur al momento de invertir en cannabis. Todos se frotan las manos con el ingente beneficio que promete, no solo California y la Costa Este, sino uno de los mercados más grandes para cualquier bien de consumo: Estados Unidos de Norteamérica. 

Un comentario sobre “Seth Rogen abre en EEUU su franquicia Houseplant”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *